Los
países
Marruecos
Marruecos

Cobertura sanitariaCobertura sanitaria

La asistencia sanitaria en Marruecos es dual, pública y privada:

  • La parte pública está constituida por el Ministère de la Santé (enlace a su página web).
  • La parte privada está constituida por las mutuas y las compañías aseguradoras privadas establecidas en el país.

Con respecto a la parte pública, todos los trabajadores marroquíes tienen la obligación de afiliarse a la Seguridad Social a través de la Caisse Nationale de Sécurité Sociale (CNSS) (enlace a su página web y más información sobre el procedimiento de afiliación aquí). De esta manera, el trabajador, así como su cónyuge e hijos a su cargo no casados y menores de 21 años, obtiene la cobertura de un seguro médico básico llamado assurance maladie obligatoire (AMO), cuyos efectos son plenamente operativos a partir de los 55 días de cotización.

Las personas sin recursos son atendidas en cambio a través del Régime d'Assistance Médicale (RAMED) (enlace a su página web).

LA AMO proporciona las prestaciones siguientes:

  • Atención médica general y de especialidades médicas y quirúrgicas.
  • Atención médica propia del seguimiento del embarazo, el parto y sus secuelas.
  • Análisis médicos.
  • Radiología y diagnósticos por la imagen.
  • Atención oftalmológica.
  • Atención odontológica.
  • Atención paramédica.

La elección del médico de cabecera y del ambulatorio es libre. Sin embargo, los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales no se encuentran cubiertas por este seguro.

Esta cobertura se presta a través de dos niveles de atención sanitaria:

  • A través de los ambulatorios, cuando se trata de atención sanitaria primaria.
  • A través de los hospitales (locales o provinciales, regionales o centros hospitalarios universitarios), cuando se trata de atención sanitaria especializada.

La gestión de la AMO está encomendada a la Caisse Nationale des Organismes de Prévoyance Sociale (CNOPS) (enlace a su página web) cuando se trata de trabajadores y jubilados del sector público y a la Caisse Nationale de Sécurité Sociale (CNSS) (enlace a su página web) cuando se trata de trabajadores y jubilados del sector privado.

En el primer caso, trabajadores del sector público, les corresponde cotizar el 5% del salario, repartido a partes iguales entre el trabajador (a quien se le retiene el 2,5% de su salario, de acuerdo con una cantidad mínima y una cantidad máxima establecidas por la ley) y su empleador. La CNOPS reembolsa el coste de las prestaciones sanitarias de acuerdo con una lista de tarifas básicas; si la prestación supera este coste, la parte sobrante irá a cargo del asegurado.

  • En este caso, son los mismos trabajadores quienes tienen que darse de alta en la CNOPS para poder tener acceso a las prestaciones de la AMO.

En el segundo caso, trabajadores del sector privado, les corresponde cotizar el 4% del salario repartido a partes iguales entre el trabajador (a quien se le retiene el 2% de su salario).

  • En este caso, son los empleadores los que dan de alta a sus trabajadores en la CNSS para poder tener acceso a las prestaciones del AMO. En cualquier caso, la empresa o el empleador tiene libertad para contratar un seguro privado complementario.

Con respecto a la parte privada, los trabajadores pueden afiliarse además a una mutua o a un seguro médico privado. En cualquiera de los dos casos, serán ellos los que tendrán que sufragar los costes del nuevo seguro.

Con respecto a los turistas españoles de visita a Marruecos, es preciso saber que no hay ningún convenio de la Seguridad Social con Marruecos en materia de atención sanitaria, por lo que se recomienda viajar con un seguro médico propio y que este sea lo más amplio posible e incluya la cobertura de todo tipo de gastos médicos durante la estancia y la repatriación en España en caso de necesidad.

información